El Estado de la Nueva Ciudadanía Estadounidense


Un reporte por Boundless Inmigración


Resumen Ejecutivo


Ceremonia de Naturalización
Los nuevos ciudadanos estadounidenses asisten a su ceremonia de Juramento de Lealtad en Washington D.C.


Alrededor de 9 millones de inmigrantes en Estados Unidos son residentes legales permanentes (titulares de una tarjeta de residencia), con derecho actualmente a solicitar la ciudadanía estadounidense.

La naturalización (proceso por el cual un inmigrante se convierte en ciudadano de los Estados Unidos) brinda considerables beneficios económicos a nivel individual, regional y nacional. Los inmigrantes naturalizados ganan entre 8% y 11% más de ingresos anuales, que los inmigrantes no naturalizados (controlado por variables como las habilidades, la educación y la fluidez en el inglés). Demostrando así que la naturalización conduce a empleos mejor remunerados, pues esto les indica a los empleadores que un inmigrante naturalizado tiene fuertes habilidades en el inglés y un compromiso a largo plazo para vivir y trabajar en los Estados Unidos.

Un estudio realizado en 21 ciudades de los EE. UU. Reveló que, si todos los residentes inmigrantes calificados fueran naturalizados, sus ingresos agregados incrementarían en $5.7 mil millones, produciendo un aumento de 45,000 personas en la propiedad de vivienda y un aumento de $2 mil millones en los ingresos fiscales. A nivel nacional, si la mitad de la población inmigrante calificada de Estados Unidos se naturalizara, el aumento de los ingresos y la demanda podrían elevar el PIB en $37 millones a $52 millones por año.

Pero las barreras para convertirse en un ciudadano de los Estados Unidos han empeorada con el tiempo y no se distribuyen de manera uniforme en todo el país. Este informe utiliza una novedosa integración de datos públicos para comprender las tendencias nacionales en el manejo de las solicitudes de ciudadanía por parte del gobierno, así como las barreras a nivel local.


Los hallazgos clave de este informe incluyen:

Las tendencias nacionales son preocupantes.

  • El tiempo de procesamiento para una solicitud de ciudadanía ha aumentado en los últimos 2 años a más de 10 meses, el doble de tiempo entre el 2012 y 2016.
  • Es casi seguro que este tiempo siga aumentando porque el gobierno no ha seguido el ritmo del volumen de solicitudes entrantes. Después de un aumento de 2 años en el 2016–2017, el volumen de solicitudes para la ciudadanía regresó a un nivel típico en 2018, pero la eficiencia en el procesamiento de pedidos atrasados del gobierno se mantiene en el nivel más bajo en una década.
  • La probabilidad de que una solicitud de ciudadanía sea denegada ha aumentado ligeramente en los últimos años.

Convertirse en ciudadano estadounidense es mucho más difícil en algunos lugares que en otros.

  • Los inmigrantes en algunas ciudades enfrentan una solicitud de ciudadanía con tiempos de espera cuatro veces más altos que en otras ciudades.
  • Los inmigrantes en algunas ciudades experimentan una tasa de denegación de solicitud dos veces más alta que el promedio nacional.
  • Algunas ciudades tienen cuatro o cinco oficinas gubernamentales donde los inmigrantes pueden asistir a sus entrevistas de ciudadanía; mientras que otras no tienen ninguna y hacen que los inmigrantes viajen más de 150 millas a la oficina más cercana.

Las nuevas clasificaciones revelan los mejores y peores lugares para convertirse en ciudadanos de los EE. UU.

  • Las mejores áreas metropolitanas para que los inmigrantes se conviertan en ciudadanos estadounidenses son Cleveland, Ohio; Riverside, California; y Louisville, Kentucky.
  • Las peores áreas metropolitanas para que los inmigrantes se conviertan en ciudadanos estadounidenses se encuentran en Texas: Austin, Houston y Dallas.
  • Las 3 principales oficinas gubernamentales que manejan las solicitudes de ciudadanía de manera más eficiente están en Cleveland, Ohio; Providence, Rhode Island; y Raleigh, North Carolina.
  • Las 3 principales oficinas gubernamentales que manejan las solicitudes de ciudadanía de manera menos eficiente se encuentran en St. Paul, Minnesota; Miami, Florida; y Houston, Texas.
  • El tiempo máximo de espera en la oficina de St. Paul es de casi 2 años.
    Las 3 áreas metropolitanas con la tasa más alta de naturalización de inmigrantes aptos son Columbus y Cincinnati, Ohio y Pittsburgh, Pennsylvania.

Los datos sugieren algunas barreras estructurales basadas en la región de origen.

  • Existe una correlación negativa entre la tasa de naturalización de un área metropolitana y el porcentaje de la población inmigrante elegible de México.
  • Existe una correlación positiva entre la tasa de naturalización de un área metropolitana y el porcentaje de la población inmigrante elegible de África, Asia o Europa.
  • Estas correlaciones probablemente surjan de las barreras estructurales a la naturalización, que afectan a diferentes poblaciones de diferentes maneras. En términos de motivación individual, otros estudios demuestran que la mayoría de los inmigrantes en Estados Unidos, de cualquier región de origen, expresan el deseo de convertirse en ciudadanos estadounidenses.

Qué cubre este reporte:

  1. Tendencias nacionales
  2. Mejores (y peores) ciudades para convertirse en un ciudadano estadounidense
  3. Mejores (y peores) oficinas locales para convertirse en ciudadano estadounidense
  4. Ciudades que crean los más “nuevos” ciudadanos estadounidenses
  5. Naturalización y región de origen
  6. Conclusión
  7. Agradecimientos
  8. Metodología

Nota: Una versión condensada de este informe unicamente incluye las clasificaciónes de las mejores ciudades y oficinas de campo.

Tendencias nacionales


A nivel nacional, ¿es cada vez más fácil o más difícil convertirse en un ciudadano naturalizado de los Estados Unidos?

Primero, considera la línea base: hay casi 9 millones de inmigrantes en Estados Unidos que son candidatos para la ciudadanía estadounidense, pero menos de un millón comúnmente aplica en un año determinado. Varias de las barreras están más o menos determinadas: dado los altos costos de solicitud y las pruebas de educación cívica e inglés requeridas, renovar la tarjeta de residencia cada 10 años es simplemente menos costoso y solo requiere de un tiempo específico, que pasar por el proceso de naturalización.

El volumen de solicitudes de ciudadanía fluctúa de un año a otro, generalmente aumenta durante los años electorales, o antes del aumento de la tarifa de solicitud, y luego disminuye considerablemente el año siguiente. En 2016 y 2017, sucedió algo inusual: el volumen aumentó casi un millón de aplicaciones durante dos años seguidos.

¿La respuesta del gobierno ha sido la adecuada? El siguiente análisis de datos responderá la pregunta.

Share this graphic:


Una mirada a la década pasada indica una tendencia preocupante.

Aunque el volumen de solicitudes estaba en camino a alcanzar un nivel normal en el 2018, el volumen de procesamiento ha sido más o menos plano durante los últimos 3 años, lo que ha provocado un aumento en las solicitudes acumuladas.

Los Servicios de Ciudadanía e Inmigración de los Estados Unidos (USCIS, por sus siglas en inglés), la agencia federal responsable de procesar las solicitudes de ciudadanía, se defendieron argumentando que la acumulación se duplicó con creces durante la administración de Obama. Esto es cierto: las solicitudes acumuladas se elevaron de casi 292,000 en septiembre del 2010, a más de 630,000 cuando Donald Trump asumió el cargo en enero del 2017.

Pero la USCIS también afirmó que el aumento en la acumulación durante el 2016 y 2017 creó una carga de trabajo “récord y sin precedentes”, y un vistazo a las últimas 3 décadas muestra que esto probablemente no sea cierto.

Share this graphic:


En 2007, las solicitudes de ciudadanía aumentaron a casi 1,4 millones, mucho más que la reciente alza. Esto se debió en parte a un aumento de 80% en la tarifa de solicitud ese año, así como a un aumento en los inmigrantes calificados que habían obtenido sus tarjetas de residencia 5 años antes bajo la Ley de Inmigración Legal (LIFE) del 2000.

El USCIS respondió con un aumento repentino en el volumen de procesamiento el año siguiente, y el retraso en las solicitudes pendientes se redujo a un mínimo de 30 años de aproximadamente 257,000 en 2009.

A mediados de la década de 1990, hubo un aumento verdaderamente “récord y sin precedentes” en las solicitudes de ciudadanía, impulsado en parte por un aumento correspondiente en los inmigrantes recientemente calificados, que habían recibido tarjetas de residencia bajo la Ley de Control y Reforma de Inmigración de 1986 (IRCA, también conocido como la “Amnistía de Reagan”). Entre 1995 y 1998, el volumen de solicitudes se mantuvo muy por encima de 900,000, alcanzando un máximo de más de 1.4 millones en 1997. Aunque la acumulación de solicitudes inicialmente pasó de 2 millones en 1997–1998, el USCIS respondió con un aumento comparable en el volumen de procesamiento que parece haber controlado la acumulación en 1999–2000.

Los datos indican que cuando USCIS dedica suficientes recursos al aumento repentino de solicitudes de ciudadanía, es posible reducir drásticamente la acumulación en un año. Eso es lo que sucedió en 2012, 2007 y 2000.

Por otro lado, cuando el USCIS no dedica suficientes recursos, la acumulación de solicitudes se pueden salir de las manos. Eso es lo que sucedió a mediados de la década de 1990, y parece estar ocurriendo ahora también.

Share this graphic:


Otra forma de evaluar este problema es midiendo la eficiencia con la que USCIS supera sus acumulaciones. Si USCIS procesara todas las solicitudes de ciudadanía que recibió en un año determinado, más las solicitudes que estaban pendientes del año anterior, se obtendría una “resolución de acumulaciones” del 100%.

En realidad, la USCIS alcanzó una tasa del 77% en 2009 en la resolución de acumulaciones (lo que equivale a un máximo de 30 años), número que ha tenido una tendencia a la baja desde entonces. Hubo una caída de 10 puntos en esta resolución entre 2016 y 2017 (de 63% a 53%), y es probable que 2018 no muestre una mejora espectacular. Esta es la tendencia opuesta de lo que es necesario para reducir la acumulación actual de solicitudes de ciudadanía.

Share this graphic:


Las crecientes acumulaciones tienen consecuencias directas y negativas para los inmigrantes que buscan convertirse en ciudadanos estadounidenses: tienen que esperar más para que el gobierno procese sus solicitudes.

En este caso, la tendencia es inequívoca: entre 2012 y 2016, los tiempos promedios para el procesamiento de las solicitudes oscilaron entre 4,5 y 6 meses, antes de los últimos 8 meses en 2017 y 10 meses en 2018.

Esta tendencia es aún más preocupante de lo que parece al principio, ya que el tiempo de espera actual para una posible ciudadanía es considerablemente más largo que el tiempo de procesamiento, puesto que incluye una prueba de inglés y educación cívica entre otros pasos previos a la ceremonia de juramento de lealtad. Agregando así otros 4–10 meses al proceso.

Los tiempos de procesamiento están aumentando en todos los ámbitos dentro de USCIS, no solo para las solicitudes de ciudadanía.

Aquí hay un resumen de los datos del gobierno, sobre los tiempos de procesamiento de algunas de las solicitudes de inmigración legales más comunes:

Aumento constante de los tiempos de procesamiento de USCIS (promedio del año fiscal, en meses)
FormaAF2014AF2015AF2016AF2017AF2018
Visa de prometido (I-129F)3.53.82.94.16.7
Petición para familiar extranjero (I-130)6.86.167.79.7
Petición para trabajador inmigrante extranjero (I-140)2.95.15.76.97.8
Solicitud de Registro para familiar extranjero (I-485)5.76.66.88.411.1
Solicitud de Registro para trabajador inmigrante extranjero (I-485)4.56.56.88.111
Ciudadanía estadounidense (N-400)5.25.85.68.110.2
Permiso de viajar (I-131)2.12.32.333
Permiso de trabajar (I-765)2.12.42.63.14.1
Cambiar tarjeta de residencia a través del matrimonio de condicional a permanente (I-751)5.77.49.111.816.1
Cambiar de tarjeta de residencia para inversionistas de condicional a permanente (I-829)913.119.127.727.1
Visa T para víctimas de trata (I-914)5.86.47.9911.4
Visa U para víctimas de crimen (I-918)511.422.132.140.5
Distintas exenciones6.81016.923.629.1

No está claro cómo USCIS planea desenterrar estos agujeros profundos, ya que la reasignación de recursos, de una forma a otra, probablemente hará que los tiempos de espera sean aún más largos para los solicitantes.

Share this graphic:


Otro factor que afecta directamente a los inmigrantes es la participación en las solicitudes de naturalización que son denegadas, lo que podría quitarles la oportunidad de convertirse en ciudadanos estadounidenses. (Las denegaciones pueden ser apeladas, pero este proceso es costoso e incierto).

Por un lado, la tasa de denegación ha aumentado en los últimos años, de 10.3% en 2016 a un 10.9% en 2018.

Pero, echando un vistazo en las últimas 3 décadas, las tasas de denegación solían ser un poco más altas. Aunque más allá del alcance de este informe, es justo preguntarse por qué la tasa de denegación en las solicitudes de ciudadanía estuvo muy por debajo del 3% desde principios de la década de 1950, luego saltó repentinamente al 7,5% en 1992 y no ha bajado desde entonces. Mientras que, casi un tercio de todas las solicitudes de ciudadanía fueron rechazadas en 1999 y 2000, antes de volver a caer en una “nueva normalidad” en esta década.

El tiempo dirá si la tasa de denegación continúa aumentando en los próximos años.


¿Cuáles son las mejores (y peores) ciudades para convertirse en un ciudadano estadounidense?


Si bien, las tendencias nacionales cuentan una historia sobre la ciudadanía estadounidense, sin embargo, existe una inmensa variación por ubicación. Los inmigrantes en algunas ciudades cuentan con retrasos mínimos, tiempos de espera cortos y espacios convenientes para realizar la entrevista de ciudadanía, mientras que otras ciudades se enfrentan a grandes retrasos, tiempos de espera largos (a veces excesivos), sin mencionar que tienen que viajar más de 160 kilómetros de distancia para obtener una entrevista.

La siguiente tabla clasifica más de 100 áreas metropolitanas de EE. UU. Con un índice que mide la facilidad para naturalizarse.

Share this graphic:


Por ejemplo, los inmigrantes en el área de Cleveland cuentan con el periodo de procesamiento de solicitudes más corto en todo el país (4 meses), así como la tasa más alta en resolución de acumulaciones (más de 71%) y una oficina USCIS dentro de la ciudad. En relación con otras áreas metropolitanas, Cleveland (con 95 puntos) tiene un buen sistema de procesamiento por lo que gana el puesto número 1 en el índice.

Mientras tanto, el área de Houston tiene uno de los índices más bajos. Los inmigrantes aquí se enfrentan a los tiempos de espera más largos de la nación (17.3 meses), y ese número probablemente aumentará en los próximos años, ya que la tasa de resolución de acumulaciones es un indicador importante del tiempo de espera y Houston tiene la peor puntuación (solo 35% de resolución).

No obstante, la única ciudad en la que a los inmigrantes les iría aún peor es en Austin, pues tendrían que pasar por la misma oficina local en Houston. Es decir, viajar 80 millas para llegar allí ya que no hay oficinas en Austin.


¿Cuáles son las mejores (y peores) oficinas locales para convertirse en ciudadano estadounidense?


En 2017, USCIS dirigió 86 oficinas locales que manejaban solicitudes de ciudadanía y habían estado en el negocio por más de un año.

Estas oficinas locales no están distribuidas equitativamente por la población inmigrante; por ejemplo, mientras que las áreas metropolitanas de Nueva York, Los Ángeles y Miami tienen entre cuatro y cinco oficinas locales, algunos estados (como Illinois y Colorado) solo tienen una oficina para atender todas sus áreas. Y algunas ciudades con una considerable población calificada para la ciudadanía, como McAllen, Texas o Bakersfield, California, no cuentan con ninguna oficina local.

Por lo tanto, la eficiencia de una sola oficina local de USCIS no cuenta toda la historia sobre qué tan fácil es para la población inmigrante naturalizarse en un área metropolitana dada; para ello, consulta la tabla en la sección anterior.

La siguiente tabla clasifica todas las oficinas locales de USCIS, utilizando un índice novedoso que mide la facilidad con la que los inmigrantes (que deben hacer el trámite) pueden naturalizarse. (USCIS asigna una oficina local según el código postal del solicitante). En lugar de incluir la “distancia a la oficina local” como factor (que siempre sería cero), este índice utiliza los tiempos de procesamiento promedio y máximo para cada sitio.

Share this graphic:


La oficina local en Cleveland encabeza el índice, con un tiempo promedio para procesar las solicitudes de ciudadanía de 4 meses, y casi nadie espera más de 12.3 meses para obtener una resolución. Estos son los tiempos más rápidos en la nación, aunque podrían incrementar en años futuros dado que la oficina local de Cleveland no presenta la tasa más alta de resolución de acumulaciones. (Ese honor lo tiene Portland, Maine, que terminó el año sin casi tener solicitudes pendientes de procesar).

En las últimas posiciones del índice se encuentra la oficina local en St. Paul, Minnesota, con un tiempo promedio para procesar las solicitudes de 15.1 meses e incluso, algunos inmigrantes tienen que esperar casi 2 años (23.5 meses). Sin embargo, la oficina local en Miami no ofrece mejores resultados, con un tiempo promedio de procesamiento de 16.2 meses y un máximo de 21.2 meses. Además, dado que tiene la peor tasa de resolución de acumulaciones (30.1%), sus tiempos de procesamiento podrían aumentar, lo que podría ubicarlos en un lugar más bajo para el próximo año.

Cabe mencionar que pocos inmigrantes presentaron solicitudes en Cleveland (4,828) y Portland, Maine (1,089), mientras que hubo un volumen considerablemente alto en Miami (16,609) y St. Paul (15,422).

Pero, la correlación entre el índice de la oficina local y el volumen de solicitudes es casi nula (r = -0.30). Un montón de oficinas locales de alto volumen de solicitudes, se encuentran en las primeras posiciones del ranking, como Boston y San Bernardino, California, mientras que las oficinas locales con bajo volumen de solicitudes como Harlingen, Texas se encuentran hasta el final.

Incluso es aún más desconcertante la variación dentro de algunas ciudades grandes. Como se mencionó anteriormente, los inmigrantes obligados a solicitar la ciudadanía en la oficina local del centro de Miami (número 85) se encuentran bajo una larga espera, mientras que a solo 12 millas de distancia podrían presentar su solicitud en la oficina de Hialeah (número 18).

Algunas oficinas locales también son atípicas de diferentes maneras. Las oficinas locales en Fort Myers, Orlando y West Palm Beach, Florida; Imperial, California; y Omaha, Nebraska, rechazaron el doble de solicitudes que maneja la tasa promedio nacional. El motivo de esto va más allá del alcance del informe.


¿Cuáles son las ciudades que crean más “nuevos” ciudadanos estadounidenses?


Para un subconjunto de áreas metropolitanas, es posible examinar no solo la dificultad de obtener la ciudadanía de los EE. UU. (Que es en gran medida un asunto del gobierno federal), sino también la probabilidad de lograrlo. Muchos líderes de gobiernos estatales y municipales, junto con organizaciones sin fines de lucro locales, están trabajando arduamente para aumentar tanto el número de inmigrantes calificados que solicitan la ciudadanía, como su capacidad para poder superar los diversos obstáculos que se presentan en la solicitud (tarifa de solicitud, calidad de la solicitud, preparación para el examen de ciudadanía, etc.).

Algunas áreas metropolitanas tuvieron mucho más éxito en la naturalización de las poblaciones inmigrantes en el 2017 que otras.

Share this graphic:


Los líderes son Columbus y Cincinnati, donde la proporción local de inmigrantes aprobados para la ciudadanía de los Estados Unidos fue inusualmente alta (21% y 17%, respectivamente). Las áreas metropolitanas de Boston y Washington también tuvieron un desempeño relativamente bueno (13% y 14%, respectivamente), demostrando que tanto las ciudades grandes como las más pequeñas pueden obtener ganancias. (La correlación entre el tamaño de la población inmigrante y la tasa de naturalización es relativamente débil: r = -0.26)

Al final del ranking se encuentran Fresno, California y Houston, Dallas y McAllen, Texas, donde menos del 5% de la población inmigrante calificada se naturalizó en 2017. Es particularmente curioso ver a Fresno en esta posición, ya que su oficina USCIS tiene métricas relativamente positivas para el tiempo de espera y la resolución de acumulaciones.

Por el contrario, el área metropolitana de Minneapolis-St. Paul logró que 12% de su población inmigrante fuera aprobada para la naturalización en 2017, a pesar de que tuvieron que lidiar con la oficina local más lenta y menos eficiente de todo el país.

El Centro para el Estudio de la Integración de los Inmigrantes de la Universidad del Sur de California, cuenta con un mapa detallado sobre las poblaciones aptas para la naturalización. Desafortunadamente, el gobierno actualmente no ha proporcionado datos suficientes para evaluar la tasa de naturalización en cada área metropolitana, solo aquellos mencionados en la tabla anterior.


Naturalización y regiones de origen


Gracias al conjunto de datos aportados por la Universidad del Sur de California, es posible examinar no solo el tamaño de la población inmigrante calificada para la naturalización en un área metropolitana determinada, sino también de qué parte del mundo proviene esta población. Este conjunto de datos proporciona siete categorías sobre el origen del inmigrante:

  • México
  • América Central
  • América del Sur y Caribe
  • Asia
  • África
  • Europa
  • Canadá y Oceanía

Antes de presentar cualquier hallazgo sobre la relación entre la región de origen y la tasa de naturalización, es importante advertir:

  1. Ninguna de las correlaciones representa una prueba de estadística significativa; son simplemente medidas resultado de una relación lineal entre dos variables.
  2. La correlación no es causalidad; la existencia de una relación lineal entre dos variables no establece que una es consecuencia de la otra, en parte porque pueden existir otras variables en juego.
  3. No existe una correlación que vaya de moderada a fuerte (r> 0,50) entre la región de origen y cualquiera de los factores que contribuyen al índice (resolución de acumulaciones, tiempo de procesamiento y distancia de la oficina local). En otras palabras, la calidad de la prestación de servicios locales del gobierno federal, no parece estar correlacionada con (y mucho menos dirigida a) la región de origen de una población inmigrante en particular.
  4. Los datos a continuación representan solo un año (2017) y no pueden revelar por sí mismos una tendencia.

Share this graphic:


Existe una correlación negativa, relativamente fuerte, entre el porcentaje de inmigrantes mexicanos que forman parte de la población calificada y su tasa de naturalización (r= -0.66)

Share this graphic:


Share this graphic:


Share this graphic:

Existe una correlación positiva realmente fuerte entre el porcentaje de inmigrantes africanos que forman parte de la población calificada y su tasa de naturalización (r= 0.75).

Esta correlación positiva con la tasa de naturalización es tan fuerte para las áreas con un porcentaje relativamente altos de inmigrantes asiáticos (r= 0.50) o inmigrantes europeos (r= 0.52).


Share this graphic:


Share this graphic:


Share this graphic:


La correlación entre la tasa de naturalización y la región de origen es demasiado débil para establecer una relación lineal para las poblaciones de América Central (r= 0.09), América del Sur y Caribe (r= 0.15) y Canadá y Oceanía (r= 0.22).


Causas posibles

El propósito de este informe es detectar posibles tendencias basadas en datos, no explicar la causa o detrás de esas tendencias.

Dicho esto, es importante tener en cuenta un factor que no explica los patrones anteriores: el deseo de convertirse en ciudadano de los EE. UU.

“Cuando se les pregunta, la gran mayoría de los inmigrantes que respondieron a las encuestas mencionan que quieren naturalizarse. Dos encuestas nacionales de inmigrantes hispanos encontraron que, 9 de cada 10 latinos no ciudadanos querrían naturalizarse si pudieran. Una encuesta realizada a mujeres inmigrantes nacidas en países latinoamericanos, asiáticos, africanos y árabes, encontró que 84% de las encuestadas deseaban ser ciudadanas de los Estados Unidos, en lugar de seguir siendo ciudadanas de su país de origen”.
The Integration of Immigrants into American Society, Academia Nacional de la Ciencia (2015)

Al mismo tiempo, existen barreras bien establecidas para los ciudadanos estadounidenses, que afectan más a algunas comunidades que a otras. Por ejemplo, los inmigrantes que llegaron a los Estados Unidos como refugiados tienen más probabilidades de naturalizarse, y en las últimas décadas, llegaron muchos más refugiados de Asia, África y Europa que de América Latina. Por otro lado, los inmigrantes en familias de “estatus mixto”, donde al menos un miembro de la familia carece de estatus migratorio, tienen menos probabilidades de naturalizarse. Estas son solo dos razones por las cuales las áreas que tienen una población mexicana predominante, tienen tasas de naturalización más bajas que las áreas con más inmigrantes de África, Asia o Europa.


Conclusión


No debería ser una controversia que, en los Estados Unidos, todos los inmigrantes que buscan la ciudadanía estadounidense y estén calificados según la ley, deben experimentar un proceso de naturalización justo y rápido. Las barreras a la ciudadanía no deberían estar sujetas a la ubicación de una persona en Estados Unidos.

Al dar a conocer las tendencias nacionales y locales sobre la ciudadanía estadounidense, esperamos que este informe sea útil para los inmigrantes, defensores y líderes de los gobiernos estatales y locales, que buscan hacer que el proceso de naturalización sea más sencillo y equitativo.

En el futuro, Boundless continuará observando las nuevas tendencias sobre la ciudadanía estadounidense:

  • ¿Las tasas de naturalización aumentarán o disminuirán, tanto a nivel nacional como local?
  • ¿Seguirán aumentando los retrasos y los tiempos de espera?
  • ¿Las disparidades entre las áreas y las oficinas locales de la USCIS persistirán con el tiempo?

Además, hay varios cambios en la política del gobierno federal que podrían tener un gran impacto en la facilidad o dificultad para obtener la ciudadanía de los EE. UU.

  • La USCIS ha anunciado planes para eliminar uno de los factores de elegibilidad más comunes en las exenciones de cuotas de naturalización, que podrían reducir significativamente las solicitudes de inmigrantes de bajos ingresos.
  • También ha propuesto cambiar el formulario de solicitud en 2019, incluyendo preguntas mucho más amplias y requiriendo a los solicitantes que proporcionen registro de al menos 10 años de viajes internacionales previos (en lugar antiguo “estado actual”, que registra 5 años). Este cambio podría tener un efecto tanto en el volumen de aplicaciones como en la eficiencia de las oficinas locales.
  • También se espera que en 2019 se actualicen las tarifas de los usuarios de USCIS en todos los ámbitos. Si la tarifa por la naturalización aumenta significativamente, ¿causarán un efecto a corto plazo en el incremento de solicitudes de ciudadanía como lo ha hecho en años anteriores? ¿Tendrá efectos negativos a largo plazo, respecto a quién puede darse el lujo de convertirse en ciudadano de los Estados Unidos?
  • Muchos cambios en las políticas que no están directamente dirigidos a la ciudadanía de los EE. UU., todavía pueden ralentizar el proceso de naturalización. Después de todo, los oficiales locales de la USCIS que realizan las entrevistas, tienen muchos otros deberes. A partir de 2017, la USCIS comenzó a exigir entrevistas presenciales para cualquier persona que solicita una tarjeta de residencia por trabajo (aproximadamente 122,000 personas cada año), o que son miembros de una familia de refugiados y albergados que solicitan una tarjeta de residencia dentro de los Estados Unidos (aproximadamente 46,000 personas cada año). A fines de 2018, amplió el requisito de ser entrevistado para obtener una tarjeta de residencia en otras 166,000 parejas casadas. A falta de nuevas contrataciones dentro de la USCIS, estas políticas probablemente agraven aún más los retrasos y los tiempos de espera para la solicitud de la ciudadanía de los Estados Unidos.

Si tienes algún comentario sobre este informe o alguna sugerencia que deba ser tomada en cuenta para futuros informes, contáctanos en press@boundless.com.


Agradecimientos


Este informe fue investigado y escrito por Doug Rand, cofundador y presidente de Boundless Immigration.

Damos un agradecimiento especial a Xiao Wang, Richie Bernardo, Chris Montes y al resto del equipo de Boundless por su trabajo realizado en este informe.

También apreciamos el trabajo de Nicolas Kayser-Bril, quien visualizó los datos en este informe.

Melissa Rodgers, Sarah Letson y Rebeca Rangel del Centro de Recursos Legales para Inmigrantes y la Campaña de Nuevos Americanos, quienes proporcionaron comentarios esenciales, al igual que Scott Andes de la Liga Nacional de Ciudades.

También estamos agradecidos por el trabajo del equipo de Manuel Pastor en El Centro para el Estudio de la Integración de los Inmigrantes de la Universidad del Sur de California; su conjunto de datos sobre poblaciones de inmigrantes calificadas para la naturalización es extraordinariamente útil.

También queremos agradecer a los servidores públicos anónimos y los trabajadores del Departamento de Seguridad Nacional (DHS) que, año tras año y trimestre tras trimestre, producen el Anuario de Estadísticas de Inmigración y los datos de Inmigración y Ciudadanía de la USCIS.


Metodología


Fuente de datos

Las siguientes fuentes de datos se utilizaron en este informe como las fuentes para cada apartado de datos. A menos que se indique lo contrario, se accedió a cada una de estas fuentes de datos alrededor del 15 de diciembre de 2018.


Anuario de estadísticas de inmigración 2017. Departamento de Seguridad Nacional de EE. UU., Oficina de Estadísticas de Inmigración. “Tabla 20. Peticiones de naturalización archivadas, personas naturalizadas y peticiones de naturalización denegadas: Años fiscales 1907 a 2017”.
https://www.dhs.gov/immigration-statistics/yearbook/2017/table20

  • Número de solicitudes de ciudadanía presentadas y procesadas, FY1990–FY2009
  • Tasa de denegación, FY1990–FY2009

Anuario de estadísticas de inmigración 2017. Departamento de Seguridad Nacional de EE. UU., Oficina de Estadísticas de Inmigración. “Tabla 23. Personas naturalizadas por área estadística de base (CBSA) de residencia: Años fiscales 2015 a 2017”.
https://www.dhs.gov/immigration-statistics/yearbook/2017/table23

  • Número de inmigrantes naturalizados en FY2017, por área metropolitana

Datos de inmigración y ciudadanía. Servicios de Ciudadanía e Inmigración de Estados Unidos. “Formulario N-400, Solicitud de Naturalización, por Categoría de Naturalización, Estado del Caso y Ubicación de la Oficina de Local de USCIS” [varios trimestres].
https://www.uscis.gov/tools/reports-studies/immigration-forms-data

  • Número de solicitudes para la ciudadanía presentadas, denegadas, aprobadas y pendientes al final del año, para cada oficina local de la USCIS, FY2010-FY2018 (falta Q4 FY 2018)

Tiempo promedio histórico nacional de procesamiento para todas las oficinas de USCIS. Servicios de Ciudadanía e Inmigración de Estados Unidos. https://egov.uscis.gov/processing-times/historic-pt

  • Tiempos promedio nacional de procesamiento para N-400 y otras formas, FY2014-FY2018

Archivo de conjunto de datos: Forma N-400 Tiempo de ciclo promedio en la naturalización. Servicios de Ciudadanía e Inmigración de Estados Unidos.
https://www.uscis.gov/archive/archive-reports/archive-data-set-form-n-400-naturalization-average-cycle-time

  • Tiempos mensuales nacionales de procesamiento (también llamados “tiempos de ciclo”), FY2012-FY2013 (parcial)

Verificador de casos de tiempos de procesamiento. Servicios de Ciudadanía e Inmigración de Estados Unidos.
https://egov.uscis.gov/processing-times/

  • Tiempos promedios y máximos de procesamiento para cada oficina local, registrados cada mes entre julio y diciembre de 2018

Oficinas locales. Servicios de Ciudadanía e Inmigración de Estados Unidos.
https://www.uscis.gov/about-us/find-uscis-office/field-offices

  • Ubicación requerida de la oficina local de la USCIS, basada en el código postal del solicitante

Mapa interactivo: poblaciones calificadas para naturalizar en los EE. UU. (2016). Universidad del Sur de California, Dornsife College of Letters, Arts and Sciences, Centro para el Estudio de la Integración de los Inmigrantes.
https://dornsife.usc.edu/csii/eligible-to-naturalize-map/

  • Tamaño de la población calificada para la naturalización por área estadística metropolitana (MSA)
  • Porcentaje de población calificada para la naturalización por región de origen

Términos

Resolución de acumulaciones: número de solicitudes de ciudadanía procesadas dentro de un año fiscal, dividida por (a) la suma del número de solicitudes de ciudadanía presentadas dentro del mismo año fiscal y (b) las solicitudes atrasadas de fin de año del año fiscal anterior (expresado como un porcentaje).

Solicitudes de ciudadanía: Formulario N-400, la solicitud de naturalización administrada por los Servicios de Ciudadanía e Inmigración de Estados Unidos (USCIS).

Tasa de denegación: dentro de un período de tiempo determinado, el número de solicitudes de ciudadanía denegadas, dividido por el número de solicitudes de ciudadanía procesadas.

DHS: Departamento de Seguridad Nacional de Estados Unidos.

Distancia a la oficina local: número de millas entre la ciudad más grande dentro de un área metropolitana determinada y la ubicación de la oficina local requerida por la USCIS para los residentes de esa área metropolitana, según se estima utilizando Google Maps (si la oficina local requerida está dentro del área metropolitana, la “distancia a la oficina de local” aparece como cero).

Oficina local: la oficina local de los Servicios de Ciudadanía e Inmigración de Estados Unidos (USCIS) donde los funcionarios de inmigración realizan las entrevistas para la ciudadanía; a los solicitantes de ciudadanía les es asignado a una oficina local en función del código postal de su residencia.

Archivo: el número de solicitudes de ciudadanía recibidas por la USCIS dentro de un período de tiempo determinado.

Tasa de naturalización: la cantidad de inmigrantes que se naturalizaron en un área metropolitana determinada (según los datos del DHS para el año fiscal 2017) dividida por la cantidad total de inmigrantes calificados para la naturalización dentro de esa área metropolitana (según la metodología desarrollada en la Universidad del Sur de California, publicado en 2016 y basado en datos anteriores del Censo).

Procesado: el número de solicitudes de ciudadanía aprobadas más el número de solicitudes de ciudadanía denegadas por la USCIS dentro de un período de tiempo determinado.

USCIS: Servicios de Ciudadanía e Inmigración de EE. UU., una agencia del Departamento de Seguridad Nacional de EE. UU.

Tiempo de espera / tiempo de procesamiento (promedio): el tiempo promedio nacional de procesamiento para un formulario determinado, en base a todas las oficinas locales dentro de un período de tiempo, según lo estimado por la USCIS.

Tiempo de espera / tiempo de procesamiento (máximo): el tiempo que lleva completar 93% de los casos para un formulario determinado, dentro de una oficina local determinada, según lo estimado por la USCIS; para los fines de este informe, este número es el promedio de 6 meses entre julio y diciembre de 2018.

Tiempo de espera / tiempo de procesamiento (promedio): el tiempo que se tarda en completar el 50% de los casos para un formulario determinado, dentro de una oficina local determinada, según lo estimado por la USCIS; para los fines de este informe, este número es el promedio de 6 meses entre julio y diciembre de 2018.

Solicitudes atrasadas de fin de año: el número de solicitudes de ciudadanía enumeradas como “pendientes” (es decir, no procesadas) por la USCIS al final de un año fiscal.


Cálculo de Clasificación

Las mejores ciudades para ser un nuevo estadounidense.

El índice general deriva de tres criterios objetivo para cada zona metropolitana:

  1. Resolución de acumulaciones (hasta el año fiscal de 2017)
  2. La mediana del tiempo de espera (Promedio de 6 meses entre Julio y Diciembre de 2018, cuando los datos para este reporte fueron recolectados)
  3. Distancia con oficina local

Para zonas metropolitanas con más de una oficina local (Nueva York, Miami, Los Ángeles, Boston y Filadelfia), la resolución de acumulaciones se calcula con base en el número total de aplicaciones archivadas, procesadas y acumuladas en todas las oficinas locales de esa zona metropolitana. La mediana del tiempo de espera se promedia a través de todas las oficinas locales dentro de la zona, ponderado según el porcentaje de aplicaciones archivadas en cada oficina local individualmente. La distancia con la oficina local se considera cero.

Para una zona metropolitana con una única oficina local, la resolución de acumulaciones y la mediana del tiempo de espera reflejan valores de esa oficina local únicamente. La distancia con la oficina local es cero.

Para una zona metropolitana sin oficinas locales, la resolución de acumulaciones y la mediana del tiempo de espera reflejan valores de la oficina local requeridos por aplicantes de la USCIS (Servicios de Ciudadanía e Inmigración de Estados Unidos) de esa zona metropolitana. La distancia con la oficina local es el número de millas entre la ciudad más grande dentro de la zona metropolitana y la ubicación de la oficina local solicitada, estimado según Google Maps.

Cada criterio fue normalizado como un porcentaje entre el valor máximo/mejor (100%) y el mínimo/peor (0%) que apareció de entre todas las zonas metropolitanas. Por ejemplo, los números normalizados para Jacksonville, Florida fueron 35% para la resolución de acumulaciones (relativamente pobre), 88% para tiempo de espera (relativamente bueno), y 100% para la distancia con la oficina local (pues sólo hay una en Jacksonville).

El valor del índice general es el promedio ponderado de estos números normalizados:

  • Resolución de acumulaciones: Ponderado como 12.5%
  • La mediana del tiempo de espera: Ponderado como 75%
  • Distancia con la oficina local: Ponderado como 12.5%

El tiempo de espera es deliberadamente ponderado, puesto que este criterio es probablemente más destacado para un solicitante a ciudadanía. La resolución de acumulación, por comparación, es más una señal indicadora de futuros tiempos de espera. En el evento de un criterio faltante, el índice general volvió a ponderar según el caso.

El valor de índice general representa qué tan cerca una oficina local está de los mejores valores observados en cada criterio. Por ejemplo, la oficina local de Cleveland tiene un índice general de 91% porque es el promedio ponderado normalizado de su resolución de acumulaciones (62.8%, tan bueno como la mejor oficina local, que es Portland, Maine), la mediana del tiempo de espera (100%, el mejor de todas las oficinas locales) y tiempo máximo de espera (100%, el mejor de todas las oficinas locales).

Tome en cuenta que las áreas metropolitanas no se incluyen si tienen una población inmigrante elegible para la naturalización estimada de menos de 10,000, y no tienen una oficina local de USCIS.

Donde la resolución de acumulaciones es marcada como “N/A”, la USCIS provee datos únicamente para el año fiscal de 2017.


Las mejores oficinas locales para convertirte en un nuevo ciudadano estadounidense

El índice general se deriva de tres criterios objetivos para cada oficina local:

  1. Resolución de acumulaciones (hasta el año fiscal de 2017)
  2. La mediana del tiempo de espera (Promedio de 6 meses entre Julio y Diciembre de 2018, cuando los datos para este reporte fueron recolectados)
  3. Tiempo máximo de espera (Promedio de 6 meses entre Julio y Diciembre de 2018, cuando los datos para este reporte fueron recolectados)

Cada criterio fue normalizado como un porcentaje entre valor máximo/mejor (100%) y el mínimo/peor (0%) que apareció a través de todas las oficinas locales. Por ejemplo, los números normalizados para Sacramento, California fueron 29% para la resolución de acumulaciones (relativamente pobre), 64% para la mediana del tiempo de espera (mejor que el promedio), y 83% como tiempo de espera máximo (relativamente bueno).

El índice general es el promedio ponderado de estos números normalizados:

  • Resolución de acumulaciones: Ponderado como 25%
  • La mediana del tiempo de espera: Ponderado como 37.5%
  • Tiempo máximo de espera: Ponderado como 37.5%

Los tiempos de espera son deliberadamente ponderados, ya que probablemente sean más destacados para un solicitante a ciudadanía. La resolución de acumulaciones, en comparación, es más una señal indicadora de tiempos de espera en el futuro. En el evento de un criterio faltante, el índice general fue ponderado según el caso.

El valor del índice general representa qué tan cerca una oficina local está de los valores observados a través de todos los criterios. Por ejemplo, la oficina local de Cleveland tiene un índice general de 91% por el promedio ponderado de su resolución de acumulaciones (63%, tan bueno como la mejor oficina local, que es Portland, Maine), su mediana de tiempo de espera (100%, la mejor de todas las oficinas), y tiempo máximo de espera (100%, la mejor de todas las oficinas).

Tome en cuenta que ciertas oficinas locales no fueron incluidas si la USCIS no provee datos de sus operaciones para todos, o la mayoría de, los años previos al año fiscal 2018. Donde la resolución de acumulaciones se marca como “N/A”, la USCIS provee datos únicamente hasta el año fiscal 2017.


Las ciudades produciendo la mayor cantidad de nuevos ciudadanos estadounidenses

Este ranking no está basado en un índice derivado, sino más bien en un criterio objetivo:

Tasa de Naturalización: el número de inmigrantes que se naturalizaron en un área metropolitana determinada (basado en datos de la DHS para el año fiscal 2017) divididos entre el número total estimado de inmigrantes elegibles para naturalización dentro de esa área metropolitana (basado en una metodología desarrollada por la Universidad del Sur de California, publicado en 2016, y basado en datos de censos previos).

A pesar de que el denominador puede no representar el tamaño de la población naturalizable elegible de cada área metropolitana en el año 2017 es precisamente un ponderable razonable.

El numerador está solamente disponible por las 50 áreas metropolitanas donde el DHS proporciona datos de naturalización en su Anuario de Estadísticas de Inmigración. No sería preciso derivar este número a partir de los datos de la oficina de campo de USCIS, ya que muchas oficinas de campo procesan solicitantes de más de un área metropolitana. Por ejemplo, en el área metropolitana de Seattle, el DHS registra 11,042 naturalizaciones aprobadas reales para el año 2017, mientras que el número derivado de los datos de USCIS habría sido 12,038. Esto se debe a que la oficina de campo de Seattle también procesa las solicitudes de ciudadanía de los inmigrantes en las áreas metropolitanas circundantes.

Puerto Rico está listado en los datos del DHS, pero no los datos de la Universidad del Sur de California, por lo que esta área metropolitana no se pudo incluir en este índice.


Notas en la gráfica

Series de tiempo

  • Los puntos de datos se alinean con el final de cada año fiscal en el eje x, porque cada solicitud atrasada de fin de año representa una instantánea en el tiempo a partir de ese momento.
  • Los puntos de datos para el año 2018 son proyecciones basadas en los únicos datos disponibles de USCIS en el momento de esta publicación (Q1, Q2 y Q3 de FY2018).
  • La solicitud atrasada de fin de año para el año 2018 no se estimó, porque el número real puede resultar significativamente diferente de una proyección.
  • Las solicitudes atrasadas de fin de año para el año 1990-2009 se estiman a partir de los datos del DHS sobre el volumen de archivo y procesamiento. Esto significa que los valores de resolución de acumulaciones para el año 1991-2010 se basan en parte en ese valor de la cartera de pedidos estimado para cada año anterior.
  • Aparentemente, no hay datos de tiempo de procesamiento del gobierno disponibles públicamente para años anteriores al año 2012.

Gráfico de dispersión

  • El coeficiente de correlación (r) solo mide la fuerza de una relación lineal entre dos variables, donde:
    • -1 significa una perfecta relación lineal negativa
    • 0 significa que no hay relación lineal
    • 1 significa una perfecta relación lineal positiva
  • El coeficiente de correlación no explica la fracción de variación en una regresión lineal (representada por r cuadrada), ni proporciona una medida de significación estadística.
  • La línea de pendiente se incluye solo cuando hay al menos una correlación moderada (r> 0.50) entre las dos variables en el eje x y el eje y. Para los fines de este informe, una correlación de r> 0.60 se describe como “relativamente fuerte”.